miércoles, 21 de enero de 2015

¿Qué busca el BCE?¿Inflación,crecimiento y empleo o financiar al Estado?


Últimamente estamos acostumbrados a oír decir que el BCE puede influir notoriamente para conseguir una inflación del 2%, crecimiento y empleo. Parece la institución internacional capaz de resolver todos lo males de nuestra economía simplemente imprimiendo dinero.

¿Cuántos años han tenido que pasar para darnos cuenta que las crisis económicas se resuelven simplemente emitiendo más dinero y dárselo casi gratuitamente a bancos y éstos al Estado, o directamente al Estado?

¡Ah!, que no todo el mundo piensa así. ¡Menos mal!

Lo de que es necesaria una inflación del 2% para tener una economía pujante y sana no sé de qué iluminado salió, pero pocos economistas lo rechazan.

¿No sabían ustedes que si tuviéramos un banco central moderado con su política monetaria tendríamos habitualmente deflación?

En economías que se incentiva la competitividad, la investigación, el desarrollo y la  innovación, lo normal es que se produzcan cada vez bienes y servicios de más calidad y no necesariamente más caros.
En efecto, en una economía sana lo normal sería la existencia de deflación y de tipos de interés positivos; lo normal sería que el dinero tuviese más capacidad de compra con el paso del tiempo.

¿Qué justifica la existencia de un banco central ?

Según mi entender son dos las razones confesables para que exista un banco central:

1ª-Impresión del dinero y renovación del dinero deteriorado.
2ª-Acompasar la impresión de dinero al aumento de la producción real.

Las otras funciones que se le atribuyen al banco central(manipulación de tipos de interés, tipos de cambio e inflación)con la excusa de que es con el fin de estabilizar la economía no son reales en la mayoría de sus intervenciones, y sobre todo hoy día.

¿Qué creen que ocurriría hoy ya con los tipos de interés de deuda pública en mínimos, cuando no negativos, si no prestara el banco central europeo o nacionales al Estado?

¿Creen ustedes que los tipos de interés de la deuda pública se aproximan a los que sería de mercado libre? Ni de lejos.

¿Estaría dispuesto alguno de ustedes a prestar al Estado a sabiendas de que su deuda pública crece sin control y si no existiese el banco central de último garante?¿Y a los tipos actuales?

¿Y la banca nacional está dispuesta a seguir adquiriendo deuda pública a los rendimientos actuales?
Empiezan a surgir dudas y a temer un impago de deuda pública.

¿Qué ocurriría si no siguiera interviniendo el BCE, como hizo Suiza con el tipo euro/franco suizo?
Pues lo que ocurre cuando se manipula un mercado hasta el absurdo y de repente se deja que las fuerzas del mercado determinen los precios reales. Un cambio brusco de precios muy difícil de asimilar para los agentes económicos afectados por el mismo negativamente.

Que tengamos unos tipos de interés de la deuda pública en mínimos y un tipo de cambio euros /dólar en caída puede parecer muy beneficioso para nuestra economía hoy, pero al parecer no son suficientes para impulsar la inflación al 2% deseado.
Pero por qué el BCE quiere inflación o la pretende cuando además tenemos un mercado laboral de subempleo. Solo dando el dinero a los trabajadores podríamos tener inflación y de forma temporal.

Pretender inflación hoy es añadir un desajuste más a la economía: el BCE puede emitir dinero barato para la banca y Estado pero a día de hoy no puede decidir si ahorramos y en qué gastamos nuestras pocas rentas de las que disponemos hoy.

Que haya más dinero en la economía no quiere decir que necesariamente se transforme en más actividad; al contrario estamos sufriendo una caída de la velocidad de circulación del dinero.

La razón es muy simple, tenemos más dinero que no representa trabajo, dinero que ha salido de la nada.

La última pregunta:

¿Por qué últimamente hay preferencia por el uso de la política monetaria en lugar de la fiscal?

Muy simple: la política fiscal es más notoria sobre nuestros bolsillos y eso los políticos lo saben.
Es más cómodo y rápido pedir prestado al BCE que pedir más impuestos al la población, y más si se avecinan tres procesos electorales en un año.

Que no nos engañen ,el dinero que sale de la nada en realidad es como si fuera impuesto.

Primero fue el trabajo, luego el trueque y después el dinero.

El trueque tenía sus desventajas, pero una ventaja que no tiene el dinero, le imposibilidad de que a uno le den dinero que no representa trabajo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario