sábado, 16 de agosto de 2014

¿La deflación actual es lógica?¿Quién la teme?


La Contestación a la primera pregunta es contundente: es lógica la actual deflación y necesaria.Sería una barbaridad que dada la caída de las rentas salariales actuales existiera además inflación que no fuera debida a un consumo pujante.

Si tu realizas una reforma laboral para favorecer la caída brusca de los salarios, lo normal es que  a su vez se produzca una caída de la renta real disponible media de los asalariados, que son la mayoría de los consumidores y finalmente caerá el consumo y los precios de bienes y servicios.

¿Qué creen ustedes que pretende el BCE con su política monetaria expansiva?

¿Crear Empleo? ¿Crear inflación?¿Favorecer beneficios a la banca?¿Favorecer financiación al Estado a bajo coste?

La política monetaria actual del BCE busca financiar al Estado su déficit a bajo coste y a la banca garantizarla beneficios. El crédito barato que da el BCE a la banca difícilmente irá a parar a las empresas y familias.
¿O creen  ustedes que necesitan las empresas realmente ampliar su capacidad de producción?

A lo sumo necesitan mejorar sus procesos de producción, ya que las mayoría de empresas presentan exceso de capacidad productiva.
La inversión y el consumo tienen que ir de la mano; de nada sirve ofrecer crédito barato si uno no sabe en qué invertirlo.
A nadie se le ocurre invertir  en algo que piensa que no va a poder vender.Tan importante como los tipos de interés bajos son la expectativas que tienen los empresarios sobre el consumo a la hora de invertir.

Tiene que haber un equilibrio entre los beneficios empresariales y los salarios de los trabajadores.

Cuando se produce un desequilibrio acusado entre las rentas del trabajo y las rentas del empresario se rompe el círculo virtuoso de la riqueza: si gana mucho el empresario a costa del trabajador, tarde o temprano se producirá deflación y exceso de capacidad de producción(situación actual), y si el trabajador está muy bien pagado se producirá inflación y es cuando el empresario tiene que  incrementar su capacidad productiva;en este caso es cuando realmente tiene importancia la intervención del banco central para frenar la inflación. Realmente ésta era la función principal del banco central, controlar la inflación. 
Hoy día parece que el banco central tiene que ser el que nos saque de la crisis, cree empleo e incluso se le pide que genere inflación.
No es posible pretender que halla inflación y a su vez favorecer que caigan los salarios: si queremos ser más competitivos será lógico que al caer los salarios se produzca deflación.

En Cuanto a la segunda pregunta, la contestación es muy clara.

Los dos grupos que temen la deflación son los endeudados y los empresarios.
¿Y quiénes son los más endeudados hoy día? El Estado, algunas empresas y familias.

Los endeudados porque la deflación hace que la deuda aumente en términos reales.

Los empresarios porque la deflación afecta a sus ingresos y probablemente a sus beneficios si los costes de producción no se reducen al menos en la misma proporción que los precios de los bienes y servicios.

Lo ilógico del BCE es que cree que bajando los tipos de interés a los que presta a la banca y dándoles crédito a los bancos  aumentará la inversión y el consumo.

Los factores más importantes que influyen en la inversión son: los tipos de interés, el consumo actual y las expectativas del consumo futuro, la morosidad,etc.

Fíjense que también doy mucha importancia a la morosidad: hoy día hay muchas empresas bien estructuradas pero que, al tener clientes morosos, pueden ir a la quiebra.

¿Cómo se consigue reducir la morosidad a la mínima expresión?

Básicamente haciendo un estudio riguroso de solvencia a aquel que pide crédito.
Si siguen los bancos dando crédito de forma irresponsable tendremos una segunda ronda de quiebras bancarias.

LA VERDADERA RAZÓN QUE NOS HA LLEVADO A ESTA CRISIS HA SIDO DAR CRÉDITO DE FORMA IRRESPONSABLE.

No hay comentarios:

Publicar un comentario