domingo, 22 de diciembre de 2013

Electricidad: monopolio natural o normal.


Si a muchos de ustedes les preguntaran qué sectores de la economía española están controlados por una sola empresa o por muy pocas(oligopolio), seguro que apuntarían hacia la electricidad , la telefonía, hidrocarburos, el suministro de agua , etc.

El problema que surge hoy día es distinguir lo que es un monopolio natural de lo que es un monopolio a secas.

La diferencia teórica fundamental es que el monopolio natural suele ser beneficioso para la sociedad(eficiente desde el punto de vista social) mientras el monopolio a secas es una situación de poder adquirida por una empresa que usa para conseguir un mayor precio por su bien o servicio ya que domina el mercado .

Tanto el monopolio natural como el monopolio a secas se caracterizan por estar formado por empresas de unas grandes dimensiones. Lo que caracteriza al monopolio natural es que una empresa puede generar toda la producción del mercado con un coste menor que si hubiera varias empresas compitiendo. El problema surge cuando hay que determinar el precio al que el monopolio natural tiene que vender su bien o servicio y hace uso del conocimiento de que domina el mercado cayendo en la tentación de poner un precio muy alto.
Los monopolios naturales suelen estar en posesión de aquellas empresas que han sido pioneras o han sido a las que se las ha concedido la privatización de la producción de un bien o servicio que era tradicionalmente público.

Después de decir ésto a todos nos viene a la cabeza lo sucedido en la última subasta de la luz en diciembre de este año 2013 para fijar el precio de la electricidad del primer trimestre de 2014, donde el precio del kilovatio-hora subió muy por encima de lo esperado.
Lo curiosos del tema es que hoy día tenemos más que nunca una gran diversidad del origen de la electricidad y al mismo tiempo han crecido de forma clara las empresas que se dedican a la comercialización, al menos en teoría. Junto a estos datos podemos añadir que tenemos un exceso claro de capacidad de producción de electricidad frente a una demanda de electricidad decreciente, debido fundamentalmente a la actual crisis económica por la que pasamos. A pesar de todos estos datos que deberían favorecer un caída del precio de la electricidad se produce lo contrario de lo que cabría esperar.
Y todo ésto en un contexto de caída de salarios y paro altísimo.

¿Por qué sucede esto?

La respuesta es muy simple: la electricidad se ha convertido en un producto financiero más sobre el que se permite especular , y todo ésto a sabiendas de que el consumidor final puede hacer muy poco para eludir a su proveedor de electricidad.

Para más INRI nuestro gobierno ha cortado las alas a todo aquel que quiera producir su propia electricidad legislando en favor de unos impuestos que hagan inviable la producción propia y el autoconsumo.
Somos unos consumidores cautivos que sólo nos queda la pataleta de cambiar de empresa comercializadora, reducir la potencia contratada o reducir el consumo.

¿Hasta cuánto podemos reducir el consumo para reaccionar ante estas subidas?

¿Seríamos capaces de hacer una huelga de consumo de electricidad?

Probablemente sea la subida del precio del suministro de la luz ante la que reaccionamos menos, y esto lo saben las eléctricas y el propio gobierno que lo usa para recaudar una buena cantidad de impuestos.

¿Cuál es la razón que dan nuestros políticos para no permitir que sea viable consumir la electricidad que pueda producir uno mismo?¿Y encima si es producida mediante métodos renovables?

¿Ustedes entiende algo?

Yo sólo lo intento, que no es poco.


1 comentario:

  1. Instalamos innovadores generadores de Energía Eléctrica renovable y limpia a 1/6 de los costos de construcción y montaje de los sistemas generadores convencionales y a 1/10 del tiempo. Los bajos costos de operación y montaje, permiten generar a US$ 7 dólares el KW/hora. Consultor: martinjaramilloperez@gmail.com *Cel: 314 873 17 95

    ResponderEliminar