sábado, 7 de septiembre de 2013

¿Había motivos para no ganar los JJOO?


No hemos conseguido los juegos olímpicos y además hemos sido eliminados en la primera votación. Tal vez esto último ha sido lo más doloroso ya que muchos medios de comunicación nacionales difundieron que Madrid era favorita e incluso se atrevieron a decir que el 90% de los españoles querían los juegos.

La pregunta que nos tenemos que hacer es muy clara:

¿Cuáles eran nuestros puntos débiles?

Yo al menos destacaría 3 puntos en los que fallábamos claramente:


1º-Desde el punto de vista financiero o económico estamos muy mal vistos desde el exterior, ya que tenemos una deuda creciendo y un paro que no conseguimos reducir de forma clara por mucho que hayamos tenido un verano donde el turismo y la agricultura han tenido un resultado récord.
Japón,candidato elegido, tiene una deuda pública mayor pero por contra tiene un paro en torno al 4% que le hace transmitir una confianza o solvencia mucho mayor al resto del mundo.

Lo que no podemos hacer es justificar siempre la necesidad de los JJOO por motivos económico y pensar que van a ser el impulso definitivo para la salida de la crisis. Ni siquiera debemos justificar que nos adjudiquen los juegos porque tenemos ejecutadas las mayorías de las obras necesarias.

2º-El tema del doping: tanto España como Turquía no somos ejemplo de deporte limpio, ya que últimamente tenemos casos de deportistas que han sido muy famosos en España y que han sido pillados en el final de su carrera deportiva o pasados unos años gracias a la conservación de muestras y aplicación de nuevos métodos de detección.

3º-La corrupción política: tenemos un país que últimamente destaca por los casos de corrupción, ya no sólo en muchos partidos sino incluso de sindicatos u otro tipo de organizaciones.

¿Cuál era realmente el punto fuerte de España?

El nivel en general de nuestro deporte.
Hay varios deportes en los que destacamos claramente: fútbol, motociclismo, ciclismo, waterpolo, tenis, baloncesto, etc.

La última pregunta que nos tenemos que hacer es la siguiente:

¿Debemos presentar de nuevo en una 4º vez consecutiva candidatura a los siguientes JJOO?
Yo no lo tengo muy claro, pero si en la próxima elección se presentan Alemania y Francia probablemente tengamos aún menos opciones que en esta elección.

No nos comparemos con Estambul sino con Tokio que es quién ha ganado los JJOO y reflexionemos si realmente éramos mejor que Tokio o era simplemente lo que decía la prensa nacional.
El único punto débil claro de Tokio era la influencia que podía tener la radiactividad de Fukushima.

Dado que en el fondo no sabemos realmente los criterios para elegir sede de los JJOO no podemos criticar nuestra no elección y más sabiendo que teníamos puntos débiles claros.

Simplemente hagamos todo lo posible para destacar en lo económico, como un país con un deporte limpio y como país con una clase política ejemplar, ya que de esta forma no hará falta que nos adjudiquen unos JJOO olímpicos para sentirnos ganadores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario