lunes, 28 de enero de 2013

Flexibilización del mercado laboral.¿A qué hay que ligar los salarios?


El pasado año(2012) pasará a la historia por ser el primero en el que se ha puesto claramente en cuestión la subida de pensiones y salarios según IPC.Las empresas han sufrido una caída de su actividad económica y el sistema de la Seguridad Social ha sufrido un aumento espectacular del paro,cosa que ha hecho temblar las estructuras de ambos tipos de entidades.
Mientras las empresas tenían grandes beneficios y el paro era relativamente bajo nadie se acordó de ligar pensiones y salarios a otras variables que les permitiera aguantar mejor en situaciones económicas adversas.


Por otro lado, parece justo que tanto los trabajadores como los pensionistas no pierdan poder adquisitivos en sus rentas que son vitales(salario o pensión)ya que afectaría irremediablemente en el consumo interno del país,y en el caso de los pensionistas es de justicia que exista una relación entre lo aportado a la seguridad social y la prestación que se recibe.

Para colmo no sólo han caído salarios sino que  las pensiones no se han actualizado con arreglo al IPC y se ha producido un aumento generalizado en casi todos los impuestos existentes(IRPF,IS,IVA,IP,ISD,etc) junto a la instauración del llamado copago farmacéutico,que ha incidido fundamentalmente sobre las personas mayores,ya que son las que suelen consumir más fármacos.

En resumidas cuentas, se ha producido una pérdida de poder adquisitivo tanto de trabajadores como de pensionistas, al mismo tiempo que el paro ha subido a niveles récords de todos los tiempos.Como consecuencia, el consumo se ha desplomado y las empresas cada vez acusan un mayor exceso de capacidad productiva que les hace muy difícil ofrecer precios competitivos de su producción, ya que al no producir a su nivel óptimo no pueden  amortizar adecudamente de los costes fijos.

Es más necesario que nunca que los costes salariales se ajusten a lo que realmente gana la empresa (flexibilidad salarial a la baja pero también al alza) pero que se aplique tanto cuando se produce una crisis económica como la de hoy día como cuando la economía marcha muy bien.
En dos palabras,se trata de que los trabajadores pasen a ser, de algún modo, también un poco empresarios, ya que ligarían su destino a la marcha de la empresa.

La razón fundamental que se señala para no actualizar salarios según IPC es que genera una espiral inflacionista y merma de competitividad ,sobre todo de aquellas empresas menos competitivas.

¿Cuáles podrían ser las variables a las que ligar los salarios para que las empresas puedan reaccionar más rápido a los cambios económicos?

A continuación indico algunas variables que podían servir para ligar los salarios:

-Tiempo de trabajo:es la variable que toda la vida se ha usado para fijar salarios.

-Cualificación profesional:también se suele tener en cuenta al fijar salarios.

-Beneficios de la empresa:suele existir alguna paga ligada al importe de ganancias de la empresa.

-Productividad de cada trabajador:relación entre lo producido y los recursos usados(tanto tiempo como otros recursos usados).

-Producción:cantidad de bienes y servicios producidos en un tiempo determinado.

En definitiva,se trata de combinar un tramo vinculado al IPC y otro "variable" en el que un porcentaje estaría ligado a la productividad de cada trabajador y otro a los resultados de la compañía.Lo que se busca es una mayor flexibilidad de los salarios(sobre todo a la baja)de forma que los ajustes en casos de crisis económicas se realicen no sólo sobre el nº de trabajadores sino sobre los salarios, para que el aumento de parados no sea tan brusco.

La medida puede ser considerada razonable siempre que se acuerden de aplicar la medida con la misma rigidez cuando la empresa marche muy bien.

Seamos todos ,de algún modo, empresarios, pero a las duras y maduras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario