viernes, 10 de febrero de 2012

Reforma del mercado laboral español

Los cambios básicos que nos ha anunciado la ministra de empleo son los siguientes:

-Reducción de las indemnizaciones por despido:

               a)Improcedente:33 días por año trabajado,límite 24 mensualidades.
               b)Procedente por causas objetivas:20 días por año trabajado,límite 12 mensualidades.
Además se permite el despido por causas objetivas o económicas siempre que se produzca 3 trimestres consecutivos caída de beneficios o ventas y sin necesidad de permiso previo.

-Se limita el encadenamiento de contratos temporales a 24 meses.(Esta medida entrará en vigor a partir del 31 de diciembre de 2012).

-Contrato de formación para trabajadores de hasta  30 años mientras el paro no baje del 15%.
Cuando baje del 15% el paro, se limitaría la edad a 25años.

-Posibilidad de cambiar jornada,horario,funciones y salario ante reducciones de demanda fundamentalmente.

-Se crea nuevo contrato indefinido para pymes(menos de 50 trabajadores) en los que el período de prueba será de 1 año.Bonificación de 3000€ en el primer trabajador menor de 30 años.El empresario deducirá el 50% de la prestación por desempleo y el trabajador, si lo solicita, recibiría el 25% de la prestacíón del desempleo.
En el caso de parados de 16 a 30 años que sean contratados con contrato indefinido,el empresario recibirá una bonificación de 3600€.
Si el parado es de larga duración y mayor de 45años, la bonificación para el empresario será de 4500€.

-Derecho al descuelgue del convenio colectivo si hay acuerdo entre trabajadores y empresa,dando prioridad al convenio de empresa frente al convenio sectorial,sobretodo en situaciones difíciles de la empresa.

-Fomento del derecho a la formación de los trabajadores.

-Junto a estas medidas más específicas se plantea la necesidad de luchar contra el fraude en prestaciones de desempleo y por invalidez temporal,la economía sumergida y el absentismo laboral.

Los objetivos fundamentales de esta reforma no pueden ser otros que crear empleo, principalmente entre los grupos más castigados por el paro, aumentar la flexibilidad ,hacer más atractiva la contratación indefinida y reducir el fraude.

Con estas medidas, lo que está claro es que, el empresario en situaciones de crisis económica, le será más barato despedir,más rápido e incluso podrá renegociar las condiciones de los contratos,con lo cual se conseguirá más rápido el ajuste de la plantilla .

En cuanto a saber si se conseguirá incentivar el empleo;las medidas van hacia los grupos sociales más afectados por el paro, como son los jóvenes y los parados de larga duración mayores de 45 años.

Aunque las medidas tomadas hacen una mención a favorecer la formación continua de los trabajadores y conciliación con los estudios o la vida familiar,hay una carencia clara en algo que es muy importante para aumentar nuestra competitividad, como es lo relacionado con los trabajadores de mayor cualificación.
Teniendo más de un millón de titulados superiores en paro y la necesidad de mejorar competitividad vía talento,está claro que no toma ninguna medida para aprovechar nuestro sistema educativo.Serán otros países los que se beneficien de nuestra inversión en enseñanza y de los esfuerzos de nuestros mejores estudiantes.
En resumidas cuentas,tratamos aumentar nuestra competitividad más con el lomo que con el coco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario